Biolumiscencia

La luz en los seres vivos, aunque no aparece en los peces de agua dulce, no es rara en los océanos y en muchos grupos de animales, incluyendo a numerosos peces marinos. La producción de luz se ha desarrollado más extensamente en muchas de las especies que viven a media agua o como cavadoras en los fondos profundos. Se sospecha que los órganos luminosos les sirven a los propios peces para reconocer a las especies y a sus parejas.

Ciertos órganos luminosos de la cabeza quedan implicados para actuar como cebos que permiten atraer a las presas.  La luminiscencia produce generalmente luz de color verde o azúl. Los órganos tienen utilidad como caracteres taxonómicos.

La luminiscencia es de dos tipos:

– La que resulta de la presencia de bacterias luminosas que viven en el pez y,

-La que nace de células por sí luminosas, llamadas fotóforos.

La luminiscencia propia puede ser luz generada por el animal en sus tejidos o mediante la descarga de una secresión luminosa. Otras hipótesis explican el uso de la luz como cebo para la presa, para confundir a los predadores, como aviso o para desvanecer la silueta del pez.

One Response to “Biolumiscencia”

  1. q chanda ok nada q ver

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: